Psiquiatría adultos

El aumento de responsabilidades, el estrés laboral, las dificultades en las relaciones con familiares y amigos, la pérdida de seres queridos, la falta de red social de apoyo, los problemas económicos, la aparición de enfermedades, la complicada educación de nuestros hijos, la falta de tiempo para dedicarnos a aquello que nos gusta, las cargas del pasado, los traumas vividos...

Los adultos tenemos que afrontar estas y otras muchas dificultades, y cuando nos vemos desbordados o superados, aparece la frustración y el malestar psicoemocional.

Disponemos de nuestros propios recursos para adaptarnos a la vida, pero no siempre son suficientes. A veces, nuestra forma de relacionarnos con los demás y nuestro modo de entender el mundo también nos genera dificultades y sufrimiento.

Desde las reacciones vivenciales más comprensibles hasta la enfermedad mental más grave, cada persona trata de adaptarse a las dificultades de una manera única e intransferible de acuerdo a sus capacidades y limitaciones.

En determinados momentos, todos podemos necesitar ayuda y nosotros, como profesionales de la medicina y la psiquiatría, entendemos la importancia que puede llegar a tener en el devenir de una persona.

Esta ayuda debe ser flexible, respetuosa y específica. Puede precisar de tratamientos psicoterapéuticos individuales, de pareja, familiares o grupales. También pueden ser útiles los tratamientos farmacológicos u otros complementos médicos nutricionales.

Cada persona es un mundo y vivencia dentro de su propio mundo.

Para nosotros, la Psiquiatría de Adultos, además de ayudar a mitigar los síntomas, consiste en ayudar a cada persona a conocerse mejor y a modificar aquellos aspectos de sí misma que le generan conflicto y sufrimiento. Consiste en fomentar la máxima autonomía y autoresponsabilidad sobre el cambio y abarcar la globalidad del paciente con el máximo respecto y compasión.

Nuestros servicios
¿Quiere solicitar información o pedir cita previa? Llámenos ahora